Historia

Establecida en 1730, la hacienda fue usada originalmente para crecer trigo para las minas de plata en Guanajuato?. Los restos de un sistema de acueducto de 250 años de edad se encuentran dispersos por las montañas de los alrededores. La piedra original que se usó para moler el trigo reside ahora en el patio de la iglesia, otro se rumora estar en el lago.

La hacienda siempre ha dado la bienvenida a huéspedes. En 1810, Ignacio Pérez se quedó en la hacienda durante la primera noche de su viaje a advertir a Ignacio Allende y a Miguel Hidalgo del acercamiento del ejército Español. Se dice que la revolución Española se retrasó un día porque hubo una fiesta en Purísima de Jalpa esa noche.

Dos revoluciones españolas y una revolución francesa más tarde, la construcción cayó en ruinas y fue saqueada. A finales de la década de 1970 comenzó una restauración basada en los recuerdos de los ancianos de Jalpa de cómo solía ser la hacienda. Lo que una vez fue el granero se convirtió en el patio de apuestas de jugadores texanos y mexicanos adinerados que venían a apostar a todas horas de la noche. Los jugadores, distribuidores, y las damas de la noche eran trasladados a Jalpa en hidroaviones. A nivel local, el casino sigue siendo conocido como el Salón de Fiestas del pueblo.

Gran parte de los muebles, herrajes y del arte de la hacienda son obra del famoso y querido artista Mexicano Alejandro Rangel Hidalgo. Su vida es conmemorada en la Universidad de Colima, en un museo que lleva su nombre. Aprenda más acerca de su vida y obra visitando la página web del museo en http://www.alejandrorangel.com/index.htm. Somos afortunados de tener más de un centenar de sus piezas representando a las mariposas, aves y plantas de la hacienda de una forma espectacular.